Desconectar

Vivimos en un mundo en permanente cambio, en constante evolución. Estar al día es una tarea titánica, nos exige un ritmo acelerado, grandes esfuerzos y mantenernos alerta ante cualquier oportunidad.

Hemos aprendido a enlazar temas, a pasar de una cosa a otra en segundos, a ser flexibles y actuar con rapidez. 

Nuestro tiempo vital transcurre entre tres mundos: la vida laboral, la vida familiar y la vida personal (Luis Muiño). Lo ideal sería dedicar partes equitativas de nuestras 24 horas que tenemos cada día, a nuestras diferentes facetas, de forma que todas tuvieran su tiempo y espacio en nuestra vida cotidiana.

En realidad, para la mayoría de nosotros, la vida laboral ocupa la mayor parte de nuestro tiempo, intentamos raspar algo para la vida familiar, y el tiempo personal, se reduce a las horas de sueño, algo de lectura o tv, una comida entre amigos y poco más.

Es difícil separar nuestros mundos, especialmente para una persona emprendedora, a la que le bullen ideas en la cabeza constantemente. Y mucho más desconectar de todo para dedicarse un tiempo a uno mismo/a. Superponemos acciones y pensamientos, ligamos ideas, y todo a un ritmo vertiginoso. Sin descanso.

Aprender a esperar, ser pacientes y ser capaces de anotar un tema para ver al día siguiente sin volver a pensar en él es todo un reto. Y un gran ejercicio de autocontrol.

En las horas que dedicamos a nuestra actividad laboral, pocas veces permitimos la intervención de nuestra esfera familiar o personal. En cambio, en nuestra vida familiar y personal dejamos que la esfera laboral acapare parte de su tiempo. Y somos nosotros quienes decidimos que así sea.

Saber pasar página, desconectar y enfocarnos en disfrutar de cada uno de nuestros mundos, respetando sus tiempos, nos permite acercarnos al equilibrio emocional que necesitamos, nos llena de energía y vida. El esfuerzo de intentarlo, merece la gran recompensa.

¿Qué parte de tu tiempo dedicas a cada uno de tus mundos?

Anota, si quieres, esta semana el tiempo que dedicas a cada esfera de tu vida. Y si no te gusta lo que ves, siempre puedes cambiarlo.

Os dejo con un enlace de Óptima Infinito por si os sirve de ayuda para Pasar página.

Un saludo y feliz semana.

Lola Sánchez

www.ideacoaching.es

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s